Posteado por: isidrocdc360 | octubre 22, 2008

Hoy viajamos a… Singapur

Constituida en forma de República Independiente, Singapur es una isla que limita al sur con Malasia y al norte con territorios de Indonesia. Se trata del país más pequeño del Sudeste Asiático, pero también de uno de los más visitados de la zona por su creciente oferta de entretenimiento y su eterna fama de paraíso de las compras. Son muchas las culturas que han dejado su huella en Singapur, de ahí su marcado carácter étnico en los distritos antiguos y en los museos. Además, cuenta con numerosos lugares donde reina la naturaleza de una forma muy exótica: jardines, parques, reservas naturales, pequeños islotes. Todo ello y mucho más ha contribuido a que Singapur se convierta en un ejemplo turístico a seguir por otros países asiáticos.

Curiosamente, la historia de Singapur siempre ha estado muy relacionada con el comercio. Su envidiable localización marítima ha sido aprovechada por grupos de muy diversa condición, sobre todo en el siglo XIV, antes de que su puerto fuera destruido por los piratas. Ya en el siglo XIX, la isla se convirtió en una pieza muy valorada dentro del colonialismo europeo, provocando la rivalidad de británicos y holandeses. Pero lo peor llegó con la Segunda Guerra Mundial, cuando Singapur pasó a formar parte del Imperio Japonés y participó activamente en la batalla.

En la actualidad, hay monumentos y sitios conmemorativos que recuerdan lo que ocurrió en ese horrible conflicto. Y es que, a pesar de contar con un imponente skyline fruto de su valiosa economía, Singapur no se olvida de honrar al pasado y a sus tradiciones. Vamos a intentar ofrecerte una pequeña guía con lo más destacado del país, pero ya te anticipamos que la Ciudad de los Leones (como reza la traducción más literal de su nombre) es una fuente inagotable de rincones donde dejarse seducir por la magia asiática.

Si hay algo que caracteriza a Singapur es su carácter multicultural y prueba de ello son la gran cantidad de templos que existen por la isla. La Mezquita del Sultán es la más emblemática de las islámicas debido a su gran cúpula de color dorado, pero también destacan la de Abdul Gafoor y la de Jamate Chulia, en pleno Chinatown. Ese barrio también es la sede del Templo Sri Mariamman, el más antiguo de los hindúes que sorprende por su excelsa decoración a base de dioses, y el templo taoísta de Thian Hock Keng, construido en 1821 con dragones chinos y leones custodios. El budismo también se encuentra representado en el templo Kong Meng, uno de los más grandes de Singapur, y en el de Lian Shan, con categoría de monumento nacional. Como dato anecdótico, apuntar que también existe una catedral, la de St. Andrews.

Las calles de Singapur esconden pequeños tesoros con los que te toparás a poco que decidas caminar. El Obelisco Dalhousie (en el área del río) o el monumento del fundador de la ciudad, Sir Stamford Raffles, son dos de los lugares más visitados, pero nada comparado con el Merlion Park y su estatua mitad pez, mitad león, todo un símbolo para los habitantes de Singapur. Continuando con los paseos, no puedes perderte los distritos más famosos. Little India es un pequeño pedacito del país en el corazón de Singapur con tiendas, restaurantes y viviendas al estilo hindú, al igual que Chinatown, sede de algunos de los lugares más antiguos y mágicos de la isla. El skyline se encuentra en todo su esplendor en el Distrito de los Negocios, cercano al río, que marca la modernidad en rascacielos y centros de ocio. Además, te recomendamos la zona de los Peranakans, descendientes de la primera comunidad china de Singapur, con sus casas coloristas y ritos ancestrales.

La naturaleza es otra de las grandas atracciones turísticas del país. Entre los lugares con más encanto se encuentran Chek Jawa (en la pequeña isla de Palau Ubin), un parque que recrea varios ecosistemas con especial atención a la vida marina, y los Jardines Chinos (en la ciudad), con bellas pagodas. Los amantes de la naturaleza en estado puro no pueden perderse dos reservas: Bukit Timah, un paseo por la jungla donde observar su fauna exótica, y Sungei Buloh, especialmente protegida por su importancia animal y vegetal.

Hace unos años, Singapur era un destino únicamente para viajes de negocio y sus ofertas de entretenimiento estaban reducidas a un público más adulto, pero con la bonanza de su economía, la gran isla ha invertido en ocio para todas las edades. Además de las ya tradicionales visitas a los bellos jardines botánicos de la ciudad, es muy recomendable dejarse caer por el Zoo de Singapur, donde la principal atracción son sus orangutanes. Siguiendo con el reino animal, tienes la posibilidad de realizar safaris nocturnos y observar la naturaleza en todo su esplendor a través de las excursiones que recorren las pequeñas islas que forman parte del país (Kuru, Palau Ubin, Sentosa…). Los amantes del deporte encontrarán todo tipo de instalaciones, cubiertas y al aire libre, para practicarlo y los que prefieran relajarse, cuentan con una amplia gama de spas. La zona más moderna de la ciudad está plagada de centros de ocio que combinan atracciones, cine, tiendas y locales de restauración. No te puedes ir de Singapur sin haber disfrutado de las vistas más espectaculares subiendo en uno de los barcos que recorren el río de la ciudad o en los “trishaw”, los tradicionales vehículos chinos.

Son muchas las culturas presentes en la isla: china, malaya, hindú, europea, americana… Y todas ellas están representadas en los espectáculos y eventos que tienen lugar durante todo el año en los principales escenarios. Chijmes, por ejemplo, es un edifico que pertenece al patrimonio de la ciudad donde tienen lugar musicales y obras teatrales. Sin embargo, las artes escénicas tienen una cita ineludible en la zona de los teatros de la bahía, un lugar futurista donde se concentran conciertos, representaciones y otros eventos culturales. Dos escenarios más a tener en cuenta en lo que a actividad cultural se refiere: La Casa de las Artes y el impresionante Museo Nacional, con un programa que va más allá del arte.

Bueno espero que os haya gustado nuestro viaje elegido de hoy, y os dejo algunos datos practicos y utiles  por si os decidis a visitarlo:

Moneda: dólar de Singapur.
Idioma: son cuatro los idiomas oficiales: inglés, malayo, tamil y chino.
Clima: tropical cálido. El sol brilla buena parte del año, con temperaturas que no suelen bajar de los 20 ºC. La posibilidad de chubascos se concentra en los últimos meses del año, aunque eso sí, la humedad del ambiente es bastante alta en cualquier época.
Transporte: el Aeropuerto de Changi conecta la isla con vuelos internacionales. Para moverte, puedes hacer uso de la red de transporte público, que aglutina taxis, autobuses y todo tipo de trenes (suburbanos y subterráneos). Es recomendable recorrer los distritos del país a pie, pero siempre puedes desplazarte a lo largo del río en los barcos de paseo que hacen guías turísticas.
Internet: http://www.visitsingapore.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: